domingo, 20 de noviembre de 2016

Horchata de chufa Casera.

Ya tenia ganas yo de hacer esta receta y es que de donde yo vengo es una bebida refrescante vegetal muy típica, que digo muy típica,  tipiquísima.
En mis dos últimos viajes a Valencia, ya vi en alguna ocasión la venta de chufa en puestos esporádicos en el centro de Valencia entre muchos otros, sobre todo de camino a la plaza de la Virgen.
en donde a parte de vender la Horchata para tomar, podéis encontrar saquitos de chufa de unos 250 grs que puedes comprar cómodamente para lo que quieras,  para comerte la chufa así tal cual (siempre después de hidratarla claro) o bien para hacerte tu propia horchata en casa como ha sido mi caso.
Valencia también es muy conocida por otros platos muy populares como por ejemplo: la paella, los buñuelos y las porras con chocolate o sus naranjas y por monumentos como el Miguelete o por la Ciudad de las Artes y las Ciencias o Nuestra Virgen de los Desamparados o por su fiesta tan popular conocida en todo el mundo LAS FALLAS entre otras muchas cosas.
Es una ciudad que no podéis dejar de visitar y os animo a que lo hagáis si aun no lo habéis hecho.
Y volviendo al tema de la horchata, os contaré un poquito de ella y de sus beneficios.
La chufa es un tubérculo procedente de la huerta Valenciana con denominación de origen y que a parte de ser una bebida muy refrescante, es un alimento imprescindible en la dieta mediterránea por sus innumerables beneficios para la salud.
Se planta en Abril-Mayo y se recolecta en Noviembre y Diciembre así que estamos en pleno auge.
Esta bebida se suele acompañar de unos bollitos con forma alargada y bañados de una glasa muy suave o simplemente azúcar glass y que se mojan en la horchata como las  magdalenas en la leche
Fartons
¿Sabias que la horchata ayuda a disminuir el colesterol y los Triglicéridos por su alto índice de ácido oleico?
Y sabéis de donde viene el nombre de la HORCHATA?
Cuenta una leyenda que una joven dio a probar una bebida blanca y dulce al Rey de Aragón Jaime I, quien muy complacido por su sabor, preguntó: (léase con acento típico Valenciano)
 "¿Qué es aixo?" (¿Qué es esto?),
y la joven respondió:"Es leche de chufa",
a lo que el rey le replicó diciendo, "¡Aixo no es llet, aixo es or xata!" (¡esto no es leche, esto es oro, guapa!),
de donde algunos atribuyen el nombre a esta bebida.
Jejeje ¿os ha gustado? pues si queréis saber más pinchad aquí

Yo sin mas preámbulos doy paso a la receta que es Superfácil.

Ingredientes

250 grs de chufa
Agua para dejar en remojo nuestra chufa
1 litro de agua bien fresca
60 grs de azúcar
(Podéis usar otro tipo de edulcorante para el que lo necesite)

Utensilios

Batidora de vaso Jocca
Chino
Colador de tela de algodón
Cacerola
Jarra de cristal

Modo de Preparación

Dejamos en remojo nuestra chufa, entre 24-48 horas. Podemos ir cambiando este agua cada 12 horas con el fin de que nuestra chufa se vaya limpiando.
Chufa Hidratándose
Una vez nuestra chufa este bien limpia e hidratada preparamos nuestra licuadora y vamos echando ahí nuestra chufa y parte de nuestro litro de agua bien fría poco a poco y vamos licuando.
Conforme vayamos triturando vamos echando mas chufa y mas agua hasta que acabemos con toda nuestra chufa y nuestro litro agua.
 

Mientras se va licuando colocamos nuestro chino sobre una cacerola.
Licuamos durante un par de minutos mas y el liquido resultante lo pasamos por el chino.
Horchata pasando por el chino

Una vez la hayamos pasado por el chino el liquido resultante lo volvemos a pasar pero esta vez a través del colador de tela. Para conseguir una horchata lo más limpia posible.

                                   

Nos ayudaremos de nuestras manos super limpias para estrujar bien la chufa que quedará en el colador de algodón y asegurarnos que no queda nada de líquido en el mismo.
Llegados a este punto le añadiremos el azúcar y removeremos hasta que el azúcar quede totalmente disuelta.

                                            

Y esto es lo que queda de la chufa después de todo el proceso
Meteremos nuestro horchata a una botella de cristal y la meteremos al congelador durante mínimo una hora para servirla bien fresca. Durante este periodo lo que haremos sera que cada 1/2 hora o cuarto de hora, abriremos la puerta del congelador y cogeremos la botella donde tenemos nuestra horchata y la agitaremos energicamente para que a la chufa no le de tiempo a posarse en el fondo.
Una vez tengamos nuestra horchata bien fría o casi granizada la servimos acompañada de los Fartons
Horchata de Chufa con fartons

Advertencia: La horchata hay que consumirla en unas pocas horas ya que si no, corréis el riesgo de que se os corte (como me paso a mi en mi primera remesa. De un día para otro cortada a tope, además con un olor a putrefacción tremenda) Esta vez no me iba a pasar!!! Nada mas hacerla la metí al congelador y a las dos horas a merendar.

Buenissima oye !!! Para repetir !!!