domingo, 4 de diciembre de 2016

Mantecados Manchegos

Primer Domingo de Diciembre Cocinillas y este mes, quiero compartir con vosotros una receta que  hice el año pasado y no me dio tiempo a publicar en el blog, los MANTECADOS MANCHEGOS tal y como yo los recuerdo en mi infancia.
Ya había hecho en anteriores ocasiones, alguna que otra receta de mantecados, que aunque no era la receta que yo buscaba, he de decir que conforme pasaban los días, estos iban cogiendo un sabor mas jugoso y requetebueno de lo que yo me podía imaginar en un principio. Aun así,  no eran los que yo buscaba.         
Este año decidí iniciar de nuevo la búsqueda de mis mantecados manchegos, mas que nada, por darme el gusto de encontrar la receta y por darle también el gusto a mi padre, que aunque a mi me gustan,  a él le encantan.
Encontré una pagina,  mi escuela de pastelería, que tiene una receta de Mantecados Manchegos, bastante parecidos (por las fotos lo digo) a los que yo recuerdo.
Tenia que probar la receta.
En la receta utiliza bastante cantidad, yo para probarlos utilicé la proporción a la de 400 gr de manteca que es lo que viene en el envase de la misma.

Ingredientes:
♥ 400 gr de manteca de cerdo (si utilizamos manteca especial para hojaldres mejor, yo todavía no la     he encontrado)
♥ 438 gr de Harina de Fuerza
♥ 125 ml Vino blanco seco. A temperatura ambiente
♥ Zumo de un cuarto de naranja (unos dos dedos de un vaso normal)
♥ La raspadura (solo la parte naranja) de 1/2 naranja
♥ La raspadura de 1/2 limón
♥ Levadura fresca 10 gr más o menos
♥ Azúcar granulada o glass para rebozar. (yo opto por la granulada, me recuerdan muchísimo a mi niñez en el barrio del Pilar de Ciudad Real)

Modo de Preparación
1.- Ponemos la levadura en el vino blanco para que vaya deshaciéndose, le damos vueltas con una cuchara
2.- Ponemos la manteca fuera de la nevera para que se ablande.
3.- Una vez haya cogido la textura de pomada, podemos batirla un poco a velocidad baja.
4.- Añadimos el zumo de naranja y las raspaduras. Volvemos a batir a velocidad baja hasta que se integren
5.- Vamos añadiendo el vino poco a poco mientras seguimos batiendo.
6.- Añadimos una pizca de sal
7.-Añadimos la harina en tres veces y batimos durante unos minutos
8.- Sacamos la masa del bol, envolvemos la masa con papel film y metemos en nevera durante unas 24 horas
Al día siguiente:

9.- Sacamos la masa del frigorífico. Enharinamos nuestra mesa de trabajo y estiramos la masa con un rodillo.
10.- Doblamos la masa como si de un hojaldre se tratara y volvemos a estirar la masa con el rodillo. Así unas 7 u 8 veces. Para que quede la masa a laminas. Si no tenéis claro como, pinchad aquí
11.- Metemos a la nevera un par de horas, para que la masa endurezca un poco y nos sea más fácil hacer los cortes, ya que es una masa bastante pegajosa. El grosor de la masa será de unos 2 cms
12.- Cuando la masa este fría, sacamos de la nevera y cogemos el cortador de galletas y lo metemos en la harina para que no se pegue la masa al cortador.

13.- Colocamos sobre la bandeja del horno un poco separados unos de otros. Previamente habremos colocado un papel sulfurizado

14.dejamos reposar unas dos horas.
15.- Precalentamos el horno a unos 200ºC 15 minutos antes de hornearlos.
16.- Los metemos al horno durante 10 minutos a 200ºC, pasados esos 10 minutos bajamos el horno a unos 180ºC  durante 30 minutos más.
17.- Apagamos el horno. A estas alturas ya se habrán hecho y habrán cogido color dorado. Mantenemos 10 minutos más con el horno apagado y luego los sacamos del horno y dejamos templar


18.- Embadurnamos cada mantecado con azúcar granulado o azúcar glass. Yo me deleito por el azúcar granulado



19.- Recomiendo dejarlos reposar minimo un dia, no se porque,  pero saben mejor





 Y Siiiii !!!  
Estos son los mantecados que iba buscando. Son una exquisitez. A mi padre le han encantado !!

Felices Fiestas Cocinillas !!

domingo, 20 de noviembre de 2016

Horchata de chufa Casera.

Ya tenia ganas yo de hacer esta receta y es que de donde yo vengo es una bebida refrescante vegetal muy típica, que digo muy típica,  tipiquísima.
En mis dos últimos viajes a Valencia, ya vi en alguna ocasión la venta de chufa en puestos esporádicos en el centro de Valencia entre muchos otros, sobre todo de camino a la plaza de la Virgen.
en donde a parte de vender la Horchata para tomar, podéis encontrar saquitos de chufa de unos 250 grs que puedes comprar cómodamente para lo que quieras,  para comerte la chufa así tal cual (siempre después de hidratarla claro) o bien para hacerte tu propia horchata en casa como ha sido mi caso.
Valencia también es muy conocida por otros platos muy populares como por ejemplo: la paella, los buñuelos y las porras con chocolate o sus naranjas y por monumentos como el Miguelete o por la Ciudad de las Artes y las Ciencias o Nuestra Virgen de los Desamparados o por su fiesta tan popular conocida en todo el mundo LAS FALLAS entre otras muchas cosas.
Es una ciudad que no podéis dejar de visitar y os animo a que lo hagáis si aun no lo habéis hecho.
Y volviendo al tema de la horchata, os contaré un poquito de ella y de sus beneficios.
La chufa es un tubérculo procedente de la huerta Valenciana con denominación de origen y que a parte de ser una bebida muy refrescante, es un alimento imprescindible en la dieta mediterránea por sus innumerables beneficios para la salud.
Se planta en Abril-Mayo y se recolecta en Noviembre y Diciembre así que estamos en pleno auge.
Esta bebida se suele acompañar de unos bollitos con forma alargada y bañados de una glasa muy suave o simplemente azúcar glass y que se mojan en la horchata como las  magdalenas en la leche
Fartons
¿Sabias que la horchata ayuda a disminuir el colesterol y los Triglicéridos por su alto índice de ácido oleico?
Y sabéis de donde viene el nombre de la HORCHATA?
Cuenta una leyenda que una joven dio a probar una bebida blanca y dulce al Rey de Aragón Jaime I, quien muy complacido por su sabor, preguntó: (léase con acento típico Valenciano)
 "¿Qué es aixo?" (¿Qué es esto?),
y la joven respondió:"Es leche de chufa",
a lo que el rey le replicó diciendo, "¡Aixo no es llet, aixo es or xata!" (¡esto no es leche, esto es oro, guapa!),
de donde algunos atribuyen el nombre a esta bebida.
Jejeje ¿os ha gustado? pues si queréis saber más pinchad aquí

Yo sin mas preámbulos doy paso a la receta que es Superfácil.

Ingredientes

250 grs de chufa
Agua para dejar en remojo nuestra chufa
1 litro de agua bien fresca
60 grs de azúcar
(Podéis usar otro tipo de edulcorante para el que lo necesite)

Utensilios

Batidora de vaso Jocca
Chino
Colador de tela de algodón
Cacerola
Jarra de cristal

Modo de Preparación

Dejamos en remojo nuestra chufa, entre 24-48 horas. Podemos ir cambiando este agua cada 12 horas con el fin de que nuestra chufa se vaya limpiando.
Chufa Hidratándose
Una vez nuestra chufa este bien limpia e hidratada preparamos nuestra licuadora y vamos echando ahí nuestra chufa y parte de nuestro litro de agua bien fría poco a poco y vamos licuando.
Conforme vayamos triturando vamos echando mas chufa y mas agua hasta que acabemos con toda nuestra chufa y nuestro litro agua.
 

Mientras se va licuando colocamos nuestro chino sobre una cacerola.
Licuamos durante un par de minutos mas y el liquido resultante lo pasamos por el chino.
Horchata pasando por el chino

Una vez la hayamos pasado por el chino el liquido resultante lo volvemos a pasar pero esta vez a través del colador de tela. Para conseguir una horchata lo más limpia posible.

                                   

Nos ayudaremos de nuestras manos super limpias para estrujar bien la chufa que quedará en el colador de algodón y asegurarnos que no queda nada de líquido en el mismo.
Llegados a este punto le añadiremos el azúcar y removeremos hasta que el azúcar quede totalmente disuelta.

                                            

Y esto es lo que queda de la chufa después de todo el proceso
Meteremos nuestro horchata a una botella de cristal y la meteremos al congelador durante mínimo una hora para servirla bien fresca. Durante este periodo lo que haremos sera que cada 1/2 hora o cuarto de hora, abriremos la puerta del congelador y cogeremos la botella donde tenemos nuestra horchata y la agitaremos energicamente para que a la chufa no le de tiempo a posarse en el fondo.
Una vez tengamos nuestra horchata bien fría o casi granizada la servimos acompañada de los Fartons
Horchata de Chufa con fartons

Advertencia: La horchata hay que consumirla en unas pocas horas ya que si no, corréis el riesgo de que se os corte (como me paso a mi en mi primera remesa. De un día para otro cortada a tope, además con un olor a putrefacción tremenda) Esta vez no me iba a pasar!!! Nada mas hacerla la metí al congelador y a las dos horas a merendar.

Buenissima oye !!! Para repetir !!!


domingo, 30 de octubre de 2016

Cakepops para una noche muy terrorifica

Se acerca la noche más terrorífica y divertida para la mayoría de nuestros niños, la víspera de los difuntos como la conocíamos años atrás y la noche de Halloween o noche de brujas como la conocemos hoy en día.
Se celebra la noche del 31 de Octubre
Halloween es una tradición de origen Celta y se celebra especialmente en Canadá, Estados Unidos, Irlanda, Reino Unido  
Los colores asociados a esta festividad son los naranjas, negros, blancos, y morados.
Esa noche los niños acostumbran a pasar por las casas a pedir dulces así que ¿porque no empiezas a preparar ya los tuyos?
Yo este año y aprovechando que tengo la chocolatera eléctrica de Jocca les he preparado unos Cakepops muy divertidos, con mucho color, algo terroríficos y tremendamente ricos.
Para los que no conozcáis este dulce tan rico os resumiré un poco lo que son:
Tipo a los Chupa-Chus hechos con bizcocho, queso y chocolate
¿ Queréis saber como se hacen? Pues coged nota

Ingredientes para unos 16 Cakepops aprox.


1/2 Bizcocho desmigado
50 grs Queso de untar tipo Philadelphia
1 Tab leta Chocolate blanco para fundir 
1 Tableta Chocolate negro para fundir
Colorantes Rojo y amarillo o en su defecto Candy melts naranjas

Para decorar


Regaliz negra (patas de araña)
Fideos de chocolate (cuerpo de araña)
Sprinkle especial Halloween
Fondant blanco (ojos)

Utensilios necesarios


Bastones de piruletas o Lollipops (Se encuentran en tiendas especializadas)
Cintas de organza de color negro/naranja/lila

Modo de Preparación


1.- Cogemos nuestro bizcocho y lo desmigamos totalmente.
2.- Mezclamos el bizcocho desmigado con el queso de untar (yo esto lo hago casi siempre a ojo) y lo hacemos con las manos. Es la mejor manera de ver si la textura de la mezcla es la correcta. Debe quedar una mezcla húmeda y que cuando hagas las bolas no se abra la masa ni se hagan grietas

3.- Una vez tengamos la textura deseada vamos cogiendo porciones de unos 20 grs (yo las peso para que me salgan todas del mismo tamaño) y con las manos vamos haciendo bolas y las vamos dejando en los papelillos de las trufas para que luego podamos sacarlas sin dificultad.
4.- Una vez tengamos todas las bolas hechas las dejamos en nevera durante al menos 12 horas, a poder ser recogiditas todas en un plato o un taper.
5.- Pasado ese tiempo ponemos en marcha nuestra chocolatera en el nivel 2 (máxima temperatura) con las porciones de chocolate blanco troceada en el bol y mantenemos así hasta que se deshaga todo el chocolate. Una vez llegados a este punto bajamos de nivel nuestra chocolatera (nivel I) para que el chocolate se mantenga deshecho y sin quemarse.
                                             

6.- Deshecho todo el chocolate cogeremos nuestros lollipops (palos para piruletas) y untaremos solo un poco uno de sus extremos en el chocolate blanco y lo introduciremos en el centro del Cakepop. Así una tras otra hasta acabar con todas.
7.- Volvemos a meter todos los cakepops (esta vez con palo) en nevera durante unas dos horas para que el chocolate endurezca firmemente dentro del cakepop.
8.-  Llegados a este punto, debemos tener claro los modelos de Cakepops que vamos a hacer. Yo opte por Cakepops de momia, Cakepops de araña y luego Cakepops decorados simplemente con Springkles especiales para Halloween.
Vamos sacando los Cakepops poco a poco de la nevera y vamos introduciendo el cakepop en el chocolate blanco (para los cakepops de momia) cubriendo totalmente el Cakepop y dándonos pequeños golpecitos en la muñeca para que vaya cayendo el chocolate sobrante.
9.- Colocamos un papel de aluminio en una de las bandejas de la nevera para ir dejando los cakepops bañados de chocolate boca abajo.
10.-  Aquí es cuando hecho en falta un par de chocolateras más. Una por cada color a utilizar jejejejeje,  pero como de momento solo contamos con una........Pues tendremos que ir cambiando el chocolate del bol, así que cambiamos el chocolate a otro cuenco para poder fundir el chocolate negro. Con mucho cuidado de no quemarnos, lavamos bien la chocolatera y fundimos el chocolate negro
11.- Nos preparamos los ojos y las patas que irán en el cakepop de araña y la momia.
  12.- Sacamos los cakepops que irán cubiertos de chocolate negro y procedemos del mismo modo que con las del chocolate blanco pero aquí antes de meterlos a nevera los cubriremos de fideos de chocolate y le pondremos las 8 patas a cada una de las arañas (con paciencia porque cuesta un poco)


13.- Cambiamos el chocolate de la chocolatera para hacer el de color naranja
14.- Una vez limpia de nuevo la chocolatera volvemos a fundir chocolate blanco y una vez deshecho procedemos a colorearlo con los colorantes en pasta. Yo utilizo los de la marca Sugarflair, aunque si no queréis liaros con los colorantes podéis utilizar también los Candy Melts de color naranja (son una especie de perlas de chocolate para cubrir cakepops y cuenta con una gama de colores muy extensa). En el corte Ingles los encontrareis sin problemas y si no en tiendas especializadas.
15.- Sacamos de nevera los Cakepops que irán de color naranja e introducimos uno a uno los cakepops en el chocolate naranja. Quitamos el sobrante del chocolate como explique anteriormente y espolvoreamos con los Sprinkle de color naranja y negro. Guardamos en nevera boca abajo sobre el papel de aluminio.

16.- Una vez tengamos todos los Cakepops cubiertos de chocolate y decorados, mantenemos en nevera durante al menos 4 horas.
17.- Nos preparamos las cintas de organza (unos 25cm cada una) y le hacemos un lazo en el extremo de cada lollipops.
A los niños les encantara y además es una receta fantástica y divertida para hacer con ellos en casa.




 Si queréis también podéis comprar nubes o jamones y proceder del mismo modo que con los Cakepops,  utilizando diferentes Sprinkles y decoraciones.

Espero que os haya gustado y os invito a que os paséis por el blog de Cocina con Jocca en donde podréis ver también ahí mis recetas.

Bueno Cocinillas pues con esta receta llena de terror y colorido os deseo que paséis un fin de semana de miedo.



domingo, 23 de octubre de 2016

Crepres frias de Salmón Ahumado

Este domingo le toca el turno a las Crepes.
Muchos de los que me conocéis ya sabéis que ya había experimentado con esta masa hace muchos años atrás, cuando trabajé durante un tiempo en una Creperia.
Por un lado tenia que hacer la masa para el turno de las noches de los viernes y los sábados. Y por otro lado, aunque no era la persona que oficialmente las rellenaba, alguna vez que otra ya me tocó ponerme detrás de la plancha y hacer la Crepe para el cliente.

La Crepe es una masa fina y de tonalidad dorada, que seguramente ya las habremos comido en más de alguna ocasión, acompañada de chocolate y nata.
Los Crepes son de origen Francés, concretamente de Bretaña, una región al Oeste de Francia
La masa se realiza fundamentalmente de Harina de Trigo, leche y huevos, formando discos finos de unos 30cms para rellenar al gusto del consumidor.
 Se sirve habitualmente como base de un plato o postre, rellenándolas con todo tipo de Ingredientes, dulce o salado.


Ingredientes para hacer la masa de la Crepe


125gr. Harina de Trigo tamizada
2 Huevos XL (en mi casa, solo entran estos) 
250ml Leche
25gr. Mantequilla
1 pizca de sal
1 cuchara de azúcar (opcional para Crepes dulces)
5ml. de brandy o coñac (opcional para Crepes dulces)
Ingredientes para hacer Crepes


Utensilios 

Esparcidor (viene con la crepera)
Crepera marca Jocca


Modo de Preparación


Echamos la Harina en un cuenco grande junto con la sal.
Hacemos un hueco en el centro de la harina y echaremos ahí los huevos.

La mantequilla la derretiremos con la leche en el microondas, pero sin calentarla demasiado.

Una vez tengamos la mantequilla completamente disuelta en la leche, mezclaremos el resultado en el bol de la harina y los huevos.
Mezclamos con las varillas hasta que esté todo completamente disuelto y sin grumos. 

Dejamos reposar la masa en la nevera mínimo 20 minutos.
También podemos dejarla en nevera de un día para otro.

Pasado el tiempo de reposo, sacamos de la nevera y batimos un poco la mezcla 
Encendemos nuestra crepera Jocca al máximo y cuando el piloto verde se apaga, esta habrá alcanzado su temperatura máxima.
Cogemos un cazo de servir para verter la masa sobre la crepera.

Extendemos con el esparcidor que viene con la crepera y repartimos por toda la superficie. No hace falta que sea perfecta, la perfección es algo que se adquiere con la práctica.


Aguantamos la crepe en la crepera durante unos minutos levantando un poco los bordes de crepe con la espátula.
Introducimos la espátula a todo lo largo de la Crepe y con un poco de gracia le damos la vuelta a la crepe dejándola durante un minuto más.

Sacamos la Crepe de la Crepera y vamos depositándolas en un plato redondo y liso a poder ser de igual o mayor tamaño que la Crepe.

Seguimos haciendo las Crepes hasta acabar con la masa elaborada y vamos dejándolas todas juntas, una encima de otra.
Acabadas todas las Crepes bajamos la temperatura de la Crepera al mínimo (Más tarde la volveremos a utilizar)

Una vez listas ya podemos rellenarlas. Yo en esta ocasión he optado por unas Crepes de salmón ahumado, en plan frío
Para ello he utilizado:


Ingredientes para el relleno


Lechuga 
Salmón ahumado 
Huevo duro 
Tomate de ensalada
Alcaparras
Salsa Rosa


Preparación


Nos preparamos todos los ingredientes, para ello los cortaremos a tiras finas o en Juliana como prefirais.

Subimos la temperatura de nuestra Crepera hasta la mitad, no queremos que se nos quemen, sino mantenerlas calentitas.
Colocamos una Crepe sobre la Crepera Jocca y procedemos a rellenarla con los ingredientes.
Mi orden fue: lechuga, salmón, huevo, salsa rosa, tomate y alcaparras. Vosotros podéis seguir el orden que queráis ya sabéis que el orden no altera el producto (algo matemático, jejejeje)




Cerramos la Crepe llevando un extremo hacia el centro de la Crepe y seguidamente el otro extremo, quedando tal que así.

Mantenemos durante unos minutos en la Crepera aplastando suavemente con la pala sobre el centro de la Crepe para que no se abra y pueda coger forma

Servimos acompañada con un poco de relleno y salsa rosa.

Crepe de Salmón ahumado
Buen provecho Cocinillas.

Hasta el Domingo que viene.